Invertir en México en 2020 ¿bueno o malo?

México siempre ha sido un país donde es señalado por los medios como un país corrupto y se enfocan en su reforma fronteriza y migratoria, la venta de drogas, los carteles, etc. Sin embargo, poco se habla de la prosperidad que tienen las empresas en este país y sobre todo el éxito que muchos inversionistas tanto nacionales como extranjeros obtienen. Y ahora, ¿será buena idea invertir en México en 2020?

Mientras que los medios únicamente se enfocan en reportar este tipo de noticias, silenciosamente, las empresas en este país hispanohablante tienen mucho éxito. A comparación de otros países en Latinoamérica, tanto inversionistas nacionales como extranjeros gustan de invertir en México. Estados Unidos sabe que su vecino del sur es la undécima economía más grande del mundo y estaba en camino de crecer a un ritmo del 3-5% en las próximas dos décadas.

¿Por qué decimos en camino? Ahora con toda esta situación de la pandemia mundial a causa del Covid-19, puede que las cosas hayan cambiado. Explicaremos primero que nada, la razones por la cual México es un buen país para los negocios, luego enfocaremos un poco la situación económica que tiene el país actualmente.

Razones por las que es bueno tener negocios en México

  • Un dólar estadounidense hace que la inversión en México sea barata para las inversiones estadounidenses y extranjeras. Esto es atractivo tanto para empresas como para individuos que deseen reubicarse y / o poseer propiedades / activos en el condado. Un ejemplo, las inversiones inmobiliarias en México han estado obteniendo un ROI anual del 7 al 10% durante muchos años.
  • México cuenta con una fuerza laboral grande y disponible que la OCDE y la OMC caracterizan como la más trabajadora del mundo.
  • Combinando esto con una economía centrada en la fabricación orientada a la exportación, se obtendrá un país tan atractivo como China y más fácil de llegar, en caso de estar en Estados Unidos o Canadá. Las exportaciones han estado representando alrededor del 30% del PIB total y no muestran signos de desaceleración.

Algunos de los riesgos latentes de invertir en México era la pequeña corrupción que hay en el país por parte de la política mexicana el cual ha estado plagada durante mucho tiempo. Los fondos mal manejados y malversados, el soborno y las comisiones ilegales no son infrecuentes. Estos obstaculizan las expansiones comerciales en México y restringen el crecimiento económico.

El presidente más reciente de México, Andrés Manuel López Obrador, desde que inició su candidatura, se comprometió a luchar contra la corrupción dentro del gobierno y ha logrado algunos avances en esa dirección. Aun así, las empresas y los individuos deben estar preparados para la «burocracia» al invertir directamente en la economía mexicana.

El crimen organizado es otro de los problemas de México. El país es conocido por sus pandillas que, por lo general, estos se limitan a las áreas menos desarrolladas y las regiones productoras de medicamentos y son relativamente fáciles de evitar. Aun así, existen riesgos que pueden afectar las decisiones de inversión.

¿Es bueno invertir en México en 2020?

Ahora mismo, México se encuentra en una situación bastante apretada a causa de la pandemia del coronavirus. Aunque los negocios aquí tienen buenas oportunidades de crecimiento, en México hay mucha desigualdad social o también conocida como desigualdad económica.

Así como hay personas con mucho dinero, hay gente con pobreza extrema y, muchos de ellos se ganan el día a día. Por causa del Covid-19, esta parte de la población ha llegado a sufrir muchos bajos económicos y asimismo, desempleos.

Aunque poco a poco, desde los meses de agosto y septiembre, se han empezado a reestablecer negocios y comercios, México se ve con una débil recuperación macroeconómica la cual refleja los desafíos futuros. Económicos esperan que la economía mexicana se contraiga un 10.8% en 2020 y no se recuperen los niveles de 2019 hasta 2023-2024.

Una de las dinámicas difirió en cada subsegmento de la industria inmobiliaria mexicana durante la crisis pandémica. Segmentos internacionales, como la manufactura, probablemente seguirán la tendencia de recuperación de la economía global, mientras que los segmentos domésticos se verán más afectados. Se han observado diferentes dinámicas en cada subsegmento de la industria inmobiliaria mexicana durante la pandemia.

El sector industrial se considera el más resistente, mientras que los segmentos comerciales y de centros comerciales y oficinas se consideran más vulnerables durante esta crisis.

El sector de posición de liquidez se ve adecuado en promedio, que se refleja en la posición de caja de las empresas; estructuras de vencimiento de deuda bien escalonadas y vencimientos de deuda relativamente bajos en 2020–2021; líneas comprometidas no utilizadas significativas; y altos activos libres de cargas. Se cree que la tendencia de la deuda de cada empresa durante 2020–2021 está estrechamente vinculada a su subsector.

¿Cómo invertir en el mercado mexicano?

Aunque puede que ahora mismo no sea el mejor momento para invertir, podemos dejarte algunos consejos de la forma más fácil en la que un ciudadano mexicano o estadounidense puede invertir en México en 2020 o para cualquier otro año que desee.

Este sería a través del mercado de valores. Es posible unirse a una correduría en México o, más fácil aún, simplemente invertir en empresas mexicanas que cotizan en las bolsas de Estados Unidos. Hay decenas de empresas cotizadas y fondos invertidos en México y muchos pagan dividendos.

  • ADR: o mejor conocido como American Depository Receipt son valores de renta variable que cotizan en los EE. UU. Son, en esencia, ingresos por acciones en divisas y equivalen a la propiedad de capital en sociedades extranjeras. Tres de los ADR mexicanos con mayor participación son Cemex (CX), América Móvil (AMOV) y Fomento Económico Mexicano (FMX).
  • ETF: los ETF o los fondos negociados en bolsa son fondos administrados pasivamente indexados a un índice de seguimiento de México. El ETF más popular que rastrea las acciones mexicanas es EWW, el ETF iShares MSCI Mexico Capped. Dos de las tres principales participaciones son América Móvil y Fomento Económico Mexicano y equivalen a más del 25% de la cartera. Rinde alrededor del 2,80%.
  • CEF: los CEF o Closed-End Fund son fondos de acciones gestionados activamente similares a los ETF. Cuando los ETF están vinculados a un índice subyacente e imitan su actividad, un fondo de capital fijo mantiene solo las acciones que los administradores consideran apropiadas. La ventaja es el conocimiento experto del mercado subyacente y la posibilidad de superar al mercado en general. El lado negativo son las tarifas más altas.

Deja un comentario

Acepto la política de privacidad *

Información básica sobre la protección de datos
Responsable: El titular de la web Más información.
Finalidad: Moderar los comentarios. Más información.
Legitimación: Por tu consentimiento. Más información.
Destinatarias/os: Los datos se guardan en los servidores de SiteGround, donde está alojado este sitio web. Más información.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar o suprimir tus datos, así como otros que te explico en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite la supresión por parte de la persona interesada.
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de tus datos personales en mi política de privacidad.