El ERE de BBVA: Debe despedir a 3.000 empleados según Barclays

El ERE de BBVA parece ser casi inminente, a pesar de que es uno de los pocos bancos de España que todavía no lo ha implementado, ni tiene previsto hacerlo. Lo que sucede es que desde hace algún tiempo los reguladores, e incluso los propios mercados financieros, han recomendado a los bancos reducir sus costes operativos. Su recomendación se basa en el hecho de que es la única manera en la que pueden incrementar su rentabilidad.

En esta ocasión ha sido la financiera Barclays quien ha aconsejado la implementación de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) al Grupo BBVA. De acuerdo con los analistas de Barclays, el ERE de BBVA debe ser de un 10% de sus empleados a nivel nacional. En otras palabras, BBVA podría despedir alrededor de 3.000 trabajadores si lleva a cabo este proceso extraordinario.

¿Por qué Barclays recomienda el ERE de BBVA?

Para Barclays, BBVA debe aprovechar el exceso de capital que obtendrá una vez que se concrete la venta de su negocio en Estados Unidos. Esto podría también incrementar sus beneficios en un 6%. De acuerdo a los cálculos de Barclays, El ERE de BBVA involucra inicialmente, un gasto de entre 250 y 350 millones de euros.

BBVA podría despedir 3.000 empleados

Barclays también considera que BBVA podría utilizar parte del capital para llegar a un acuerdo con los sindicatos mediante un expediente de regulación de empleo. Esto incluso sería lo más recomendable, sobre todo después de que la fusión con Sabadell no pudo concretarse. De haberse llevado a cabo, la fusión habría permitido a ambas entidades, recortar un gran número de empleos.

Cabe mencionar que durante el 2020, la entidad si bien no implementó ningún ERE, si realizó un recorte de personal, tanto en España como en otros países. Esto lo hizo mediante la no renovación de los puestos que quedan libres tras la salida normal de empleados, y también a través de la prejubilación.

La plantilla de BBVA se ha reducido un 2.2% en todo el mundo

Hasta septiembre del año pasado, BBVA había reducido su plantilla laboral en todo el mundo en un 2.2%. Esto supone la reducción de personal de aproximadamente 2.863 trabajadores. De esta cantidad, poco más de 800 puestos de trabajo corresponden a España.

En aquel momento, la entidad implementó dicho recorte de manera silenciosa, con la intención obviamente, de ahorrar costes. Sin embargo, la política de BBVA con respecto a la implementación de ERES, difiere de la de otras entidades en España. De hecho, el consejero delegado de BBVA, Onur Genc, ha dejado claro que dicha estrategia no será modificada, y por el contrario se mantendrá la gestión dinámica del personal.

Santander por ejemplo, ha implementado un ERE para 3.000 trabajadores únicamente en España. Sabadell ha hecho lo mismo con un recorte de 2.000 empleados, mientras que Bankia y CaixaBank también implementarán dicho proceso tras completarse su fusión, algo que podría afectar a aproximadamente 8.000 empleados.

No hay que olvidar que BBVA implementó una reducción de personal durante el segundo trimestre del año pasado. Esto supuso una disminución de su fuerza laboral en prácticamente 900 empleos. Además, y como consecuencia de la pandemia, la entidad ha reducido su plantilla en varios países de América del Sur, Euroasia, y México.

Respecto al volumen de oficinas, BBVA tiene actualmente 7.565 sucursales, aunque solamente 2.521 se encuentran en España.

Los ERE, la única forma en que la banca será rentable

Como hemos visto, gran parte de los bancos en España han implementado recortes en su plantilla de trabajadores. Lo han hecho como una forma de hacer frente a los efectos de la pandemia en el secotr bancario, pero también debido a los bajos tipos de interés.

Aunque el ERE de BBVA todavía no se ha realizado, muchos analistas consideran que esta es la única manera en la que esta entidad, y de hecho, toda la banca conseguirá rentabilidad. Y es que la pandemia de coronavirus ha llevado la rentabilidad de los bancos a mínimos históricos.

Por ello, el ahorro de costes, que inicialmente se contemplaba como una opción, hoy día se ha convertido en una necesidad para seguir operando con rentabilidad. Es por eso que las fusiones se han convertido en algo habitual, ya que las entidades están buscando reducir los costes.

Además, aquella etapa en la que los bancos utilizaban los tipos de interés para optimizar sus ingresos y ser más rentables, no existe más. Los tipos de intereses se encuentran en terreno negativo, por lo que las entidades se han visto obligadas a recortar costes como una forma de ser más eficientes, y obtener mayor rentabilidad.

Si se considera la evolución que han tenido los tipos de interés, que de hecho es un indicador clave para calcular la rentabilidad de una entidad, es fácil ver que solo en el último año se han presentado fluctuaciones de hasta diez puntos porcentuales.

Considerando lo anterior, así como las recomendaciones de Barclays, el ERE de BBVA podría convertirse en realidad, sobre todo si la situación de la pandemia no mejora, y los tipos de interés se mantienen negativos.

Deja un comentario

Acepto la política de privacidad *

Información básica sobre la protección de datos
Responsable: El titular de la web Más información.
Finalidad: Moderar los comentarios. Más información.
Legitimación: Por tu consentimiento. Más información.
Destinatarias/os: Los datos se guardan en los servidores de SiteGround, donde está alojado este sitio web. Más información.
Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar o suprimir tus datos, así como otros que te explico en la información adicional.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite la supresión por parte de la persona interesada.
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre la protección de tus datos personales en mi política de privacidad.